La carta de esta semana nos propone que nos tomemos un momento de introspección, de parar un poco la pelota y escucharnos.

El cuatro de espadas nos marca un momento de descanso y relax luego de haber pasado por un tiempo de desafíos. No soy astróloga, pero es un tema que me gusta mucho, y el 3 de mayo Mercurio se despertó luego de haber estado retrógrado durante 3 semanas. Mercurio es el planeta de la comunicación. Tuvimos varias semanas de hiperactividad mental, habladurías, malos entendidos, hasta se cayó Whatsapp, para darles un ejemplo. Por eso no es casualidad que esta semana las cartas nos piden que nos tomemos un break.

Tomate un tiempo para vos, retirate de la vida social y tratá de no tomar decisiones apresuradas ni sigas el ritmo de las exigencias u opiniones de los otros.

La soledad, aunque no te la banques, es necesaria para recargar tus baterías y rejuvenecer tu espíritu. Esta experiencia solitaria siempre es fructífera para una experiencia de fuerza y confianza interior. Retirate del dolor, los conflictos y distracciones, y liberate del stress y la ansiedad.

Es una carta ideal para hacer retiros espirituales, detox de alimentación, meditación.

Ese tiempo de contemplación te va a permitir aclarar tu mente.

 

A %d blogueros les gusta esto: