Un nuevo año ha comenzado. Luego de las reflexiones de fines de 2017, de lo que pasó en mi mundo externo, de lo que aprendí y me llevo para mi mundo interno, de lo que disfruté, de lo que me entristeció, ahora, como si se hubiese dado vuelta una página, empiezo a pensar en las posibilidades de lo que está por venir.  Como dice una historieta de Liniers, con la que estoy muy de acuerdo, el año trae 365 oportunidades.

Con el Tarot como guía podemos ver cuál es la energía disponible para entregarnos a esas oportunidades y actuar en consecuencia. Y de eso vamos a hablar acá.

Si sumamos 2+0+1+8 nos da 11. La Fuerza en el Tarot marsellés. La Fuerza representa la fortaleza interior y el poder del espíritu humano para sobreponerse a cualquier obstáculo.

La principal lección que nos deja este arcano es que las emociones primarias deben ser trascendidas para que nuestra sabiduría interior y nuestra intuición se despierten. Así que las propuestas para este año son: conquistá tus miedos, controlá tus impulsos, y no pierdas la paciencia.

Esta carta viene después de la Rueda de la Fortuna. La rueda nos hablaba sobre el rotar de la vida, el cambio constante. La vida no es estática, tiene ciclos. Algo que a veces nos cuesta mucho aceptar, porque “el entre”, el mientras tanto es muy doloroso pero necesario para nuestro crecimiento. Con la Fuerza entramos en un nuevo nivel de consciencia. Es un arcano que nos pide hacernos cargo de nuestro destino.

Vamos a tener el coraje para liberar y ejercer nuestro Poder Personal. Será un año para equilibrar nuestra capacidad ubicada en nuestro plexo solar. En otro post hablaremos de esto.

A nivel colectivo, este será un año para tomar la posta como seres que vivimos en sociedad y dejar de esperar algo de otros. La Fuerza nos impulsará a hacernos cargo de nuestro destino, a despertar del letargo. El poder lo tenemos nosotros.

Este arquetipo no se refiere al uso de un poder violento. En la imagen vemos cómo la mujer de pie ejerce un poder amoroso sobre el león, el cual representa lo salvaje, nuestras emociones primarias.

 

Bienvenido 2018, abrimos los brazos para recibirte y aprovechar toda esa energía que nos traes en los 365 días que estarás con nosotros.

 

A %d blogueros les gusta esto: